Itinerario de 2 días en París – ¿Qué hacer y ver obligatoriamente?

Ah, París… Nos gustaría pasar ahí todas nuestras vacaciones, todo el año, que digo yo, toda nuestra vida… Pero a veces, estamos cortos de tiempo y sólo tenemos dos días para ver todo. Es verdad, es poco, pero le sorprenderá descubrir que se puede visitar toda la Ciudad de la Luz en muy poco tiempo. Síganos para dar una vuelta rápida pero completa por París. ¡Allá vamos con 48 horas de descubrimiento y placer!

Vista de la Catédral Notre Dame durante el crepusculo
Crédito: Benh LIEU SONG, Wikimedia CommonsCC BY-SA 4.0

 

DÍA 1

 

1) Desayuno en los Campos Elíseos

Comienzo del paseo: 9h

Tiempo en los Campos Elíseos: 1h

Panel de los Campos Eliseos

Hace bueno, sale el sol, París brilla… ¡Aprovecha para desayunar en la avenida más bella del mundo!

Se le ofrecen varias opciones en este lugar con tanta fama:
La Brioche Dorée (francés), aquí podrá degustar un muffin en la terraza o mientras está de tiendas (en el número 144 de la Avenida).
El Publicis Drugstore (francés), con un aspecto futurista, que le hará cambiar de aires mientras toma un café (en el número 133)
El Starbucks (francés), que está situado en la Galería de las Arcadas de esta avenida (en el número 78). Después de comer, podrá descubrir una multitud de tiendas a la moda y a veces, incluso de lujo. Advertencia a los amantes de los zapatos… ¡Tienen con qué ocuparse!

Nos gusta: la efervescencia turística de esta avenida. Sea cual sea la hora, ¡siempre está animada!

Adoramos: subir al Arco del Triunfo, en ascensor o subiendo los 284 peldaños. Podrá ir aquí después de desayunar, ya que el Arco abre al público a partir de las 10h hasta las 23h. Podrá visitarlo del 1 de abril al 30 de septiembre.

Reserve una visita del Arco de Triunfo

 

 

2) Paseo alrededor de la Torre Eiffel

Trayecto Campos Elíseos >> Torre Eiffel: 30 minutos a pie

Salida: 10h

Llegada: 10h30

Tiempo en la Torre Eiffel: 1h30

Después de desayunar, diríjase a la Torre Eiffel para dar un bonito paseo alrededor el Campo de Marte y por los jardines del Trocadero. Para llegar hasta allí desde los Campos Elíseos, tome la avenida Montaigne hasta la Plaza del Almá. Bordee el Sena pasando por la Avenida de New York, hasta la Plaza de Varsovia. Una vez aquí, sólo tendrá que cruzar el puente de Jena para llegar a los pies de la imponente Dama de Hierro. Venga, ¡le prometemos que no será cansado!
Y si tiene tiempo de subir arriba, ¡no lo dude! Las vistas inexpugnables de toda la capital le dejarán estupefacto.

Reserve una visita de la Torre Eiffel

Después podrá comer en los alrededores (¡tanto deporte abre el apetito!) o ir a la Plaza del Almá. Encontrará numerosos pequeños cafés-restaurantes típicos de París con mucho encanto.

Nos gusta: este lugar lleno de historias, y sus vistas, unas de las más bellas de la Ciudad de la Luz.

Adoramos: tomar el sol en los jardines del Trocadero o descansar en el césped del Campo de Marte (pero atención, ¡hay mucha gente!)

Compre el Paris PASS – Atracciones/Museos/Transportes

  • Uso ilimitado de los transportes públicos parisinos (zona 1 a 3 del metro, RER, bus, tranvía)
  • Acceso a más de 60 museos y atracciones
  • Un evita-colas para muchas actividades

A partir de 131€ (-28%) para , 4 o 6 días en el momento de la publicación de este artículo

 

 

3) Comida en el Barrio Latino

Trayecto Torre Eiffel >> Saint-Michel: 10 minutos en RER

Salida: 12h

Llegada: 12h10

Tiempo para pasar en el Barrio Latino: 3h

Vista aérea del barrio latino
Crédito :Bobby Hidy, FlickrCC BY-SA 2.0

El Trocadero está muy bien, pero si quiere cambiar de aires para abrir su apetito, tenemos otra propuesta para usted: ¿por qué no dar una vuelta por el barrio del Odéon, hasta acercarse de Saint Michel? Este barrio muy famoso, a la vez de elegante y para estudiantes, ¡está lleno de restaurantes, cafés-restaurantes, cafeterías o incluso restaurantes de comida rápida para todos los gustos y bolsillos!

Para llegar al Barrio Latino desde la Torre Eiffel, tome el RER C en la estación Champs de Mars Tour Eiffel y bájese en Saint-Michel-Notre-Dame. Sólo son 10 minutos de trayecto. ¡Ya está, ya llegó! Podrá deambular por la explanada de Notre Dame, la famosa catedral parisina con gárgolas impresionantes, pasearse por los muelles del Sena, en los que encontrará los típicos buquinistas de París. Luego, podrá visitar el museo de Cluny (estación Cluny-La Sorbonne, RER B y línea 10), el Panteón o el Jardín de Luxemburgo.

En cuanto a su estómago, tendrá la elección entre restaurantes típicos franceses, como por ejemplo, numerosas creperías o cafés-restaurantes o, si no, podrá probar platos más “exóticos”. Dos restaurantes latino-americanos han retenido nuestra atención: El Sol y la Luna (sitio en francés), que sirve platos mexicanos abundantes entre un ambiente festivo, 31 rue Saint Jacques, prevea entre 9 y 13 euros por un plato, entre 5 y 11 euros por el entrante o el postre. Su puesto esta disputado por el no menos excelente Anahuacalli (sitio en francés), también mexicano, accesible desde la estación del metro Maubert-Mutualité (línea 10, 30, rue des Barnardins). Es un restaurante gastronómico, así que prevea alrededor de 20 euros por un plato.

Si tiene un alma de historiador, también puede subir por Boulevard Saint-German hasta Place de l’Odéon y adentrarse en la pequeña calle de l’Ancienne Comédie. En el número 13, descubrirá un lugar encantador, el Procope, un lugar completamente salido del siglo XVII. Este restaurante, fundado en 1686 por un italiano, Francesco Procopio dei Coltello, es uno de los más antiguos de París, y ha visto cenar, beber y dar gritos a numerosos personajes ilustres de la historia francesa: Verlaine, Musset, Diderot, D’Alembert, Voltaire, Robespierre, Rousseau, entre otros… El menú entrante+plato cuesta 21,50 euros, ¡lo que es relativamente asequible para comer en un lugar tan mítico!

Nos gusta: sentarnos en las orillas del Sena y disfrutar de la vista, mientas saludamos a los bateux-mouches.

Adoramos: alquilar un barquito y hacerlo navegar por el estanque del Jardín de Luxemburgo. ¡A sus pequeños les encantará!

 

 

4) Visita del museo del Louvre

Trayecto Saint-Michel >> Museo del Louvre: 15 minutos a pie

Salida: 15h15

Llegada: 15h20

Tiempo para pasar en el museo: 3h (mínimo)

Las piramides del Louvre

Para llegar de Saint Michel al Museo del Louvre, es fácil: ¡vaya a pie! Desde la plaza Saint-Michel, diríjase en primer lugar hacia los muelles del Sena, que tiene delante. Diríjase hacia el Quai des Augustins, luego hacia el Quai de Conti. Un poco más adelante, gire a la derecha en el Puente de las Artes. Cuando haya cruzado el Sena, camine todo recto hasta la Plaza Carrée. Desde ahí, podrá entrar fácilmente en el Louvre.

El museo del Louvre es probablemente el museo parisino más conocido del mundo. También es el más visitado. En 2013 y 2014, la afluencia anual se elevaba a 9 millones de visitantes. El museo era al principio un palacio que albergaba a la familia real. Su construcción empezó al final del siglo XII. Pero hubo que esperar hasta el siglo XVI, bajo el reinado de Enrique IV de Francia, para que al Palacio de las Tullerías se añadiese la estructura del Palacio del Louvre. La Plaza Carrée tal y como la conocemos ahora fue construida durante el reinado de Luis XIII y acabada durante el de Luis XIV. El proyecto de transformar el Louvre en museo se lanzó de verdad después de la Revolución de 1789. La adjunción de la pirámide de cristal por el arquitecto Ming Pei data del final del siglo XX.

El Museo del Louvre atrae los turistas que vienen a admirar una obra en concreto: La Gioconda, de Leonardo de Vinci. Pero también podrá venir a ver los sarcófagos de los faraones, las estatuas más bellas que datan de la antigüedad greco-romana, las obras de Caravaggio, el arte persa o incluso La Libertad Guiando al Pueblo, símbolo del espíritu revolucionario francés… La colección del Museo del Louvre abarca un periodo extremadamente largo, que va desde la Prehistoria hasta el año 1848.

Después de su visita, reserve una sesión de tiendas en el Carrousel del Louvre (sitio en francés) (tiendas Apple, Pandora, Lancel, Swatch, la Maison du chocolat…). ¿Lo ve? Hemos pensado en todo.

Reserve una visita del Louvre

Nos gusta: pasear por el patio del Palacio Real, 8, rue de Montpensier, para admirar las columnas de Buren. A 7 minutos a pie del museo y de los Jardines de las Tullerías.

Adoramos: tostarnos al sol en los Jardines de las Tullerías. Y durante todo el verano, ¡podrá disfrutar de la feria anual de este lugar! La entrada es gratis pero las atracciones no.

Compre el Paris PASS – Atracciones/Museos/Transportes

  • Uso ilimitado de los transportes públicos parisinos (zona 1 a 3 del metro, RER, bus, tranvía)
  • Acceso a más de 60 museos y atracciones
  • Un evita-colas para muchas actividades

A partir de 131€ (-28%) para , 4 o 6 días en el momento de la publicación de este artículo

 

 

5) Paseo por el Marais

Trayecto Louvre >> El Marais: 5 minutos en metro

Salida: 19h

Llegada: 19h05

Tiempo en el Marais: 1h30-2h

Calle en el Marais
Crédits: Mbzt, Wikimedia CommonsCC BY 3.0

Si tiene ganas de estirar las piernas antes de cenar, ¡cambie de barrio y diríjase al Marais! En transporte público, es muy fácil, la línea 2 pasa tanto por el Louvre como por las estaciones Saint-Paul o Hôtel de Ville. Vuelva a coger el metro en la estación Tuileries o Palais Royal Musée du Louvre, y bájese en la estación Saint-Paul, justo al lado de la Bastilla, o en la estación Hôtel de Ville para llegar al Ayuntamiento de París. En los dos casos, podrá ir de tiendas por la rue Rivoli.

El barrio del Marais agrupa una parte de los distritos 3 y 4 de París. Se le conoce por su animación, sus numerosas tiendas de ropa a la moda y de segunda mano, sus bares (cerca de la Bastilla, podrá ir de fiesta en los bares de la rue Lappe), sus museos (el museo Picasso (sitio en francés), en el 3º distrito) y su gran comunidad judía, que ha implantado allí numerosos restaurantes kasher especializados en, entre otros, los falafeles. Podrá admirar la columna de la Bastilla, bajar hasta los muelles del Sena, cerca de Jussieu, por ejemplo, o simplemente, descubrir la relajante Plaza de los Vosgos, la plaza más antigua de París.

Más allá de la visión histórica del barrio, también le podrá interesar su dimensión artística. Efectivamente, en el Marais se encuentran numerosas galerías de arte (al menos una buena decena sólo en la rue Saint-Paul y de fotografía. En cabeza, La Casa Europea de la Fotografía, en el 5-7, rue de Fourcy en el 4º distrito, acceso desde las estaciones Saint-Paul (línea 1), Pont Marie (línea 7) y Hôtel de Ville (línea 1 y 11). La Casa Europea de la Fotografía (francés), construida en 1996, agrupa cientos de miles de fotos de 1950 a nuestros días. El museo propone numerosas animaciones, tanto para niños como para adultos. Cierra a las 19h45, lo que es ideal para una salida cultural al final del día.

Nos gusta: los muelles del Sena a Bastilla, antes conocidos bajo el nombre de puerto del Arsenal. Unen la plaza de la Bastilla y el Quai de la Rapée, en el 12º distrito. Este lugar, amplio y verdecido, es perfecto para pasar los días de verano.

Adoramos: visitar la casa parisina de Victor Hugo, 6, place des Vosges, en el 4º distrito. Esta casa reconstruye, en cada habitación, la vida de este gran escritor. Además, es gratis para los menores de 18 años.

 

 

6) Cena en la Bastilla

Como hemos dicho más arriba, se puede acceder al barrio del Marais bajándose en la estación Bastille (líneas 1,5 y 8). Así que, ¿por qué no aprovechar para explorar este barrio limítrofe de varios distritos, a saber, los distritos 4º, 11º y 12º? Y además, se hace tarde y deberías un poco de hambre, un poco de sed… Pues estás de suerte, ¡porque la Bastilla es el lugar ideal para llenarse la panza o satisfacer la sed!

En este barrio muy joven y popular, la gente camina en todos los sentidos, a todas horas. Para cenar allí, puede optar por un lugar clásico. Por ejemplo, el Paradis du Fruit (francés), un restaurante dedicado… a la fruta, se encuentra al lado de la salida el metro, en el 12, Place de la Bastilla, en el 11º distrito. Esta cadena existe en varios lugares populares de París, como en Montparnasse o en la Ópera. Podrá degustar ensaladas y diversas tostadas (de salmón, pollo, brócoli), sartenadas de champiñones o también gofres con queso parmesano. Para el postre, disfrute de este verdadero festival de sabores: yogur helado, tarta de queso, sorbetes diversos y variados o une fondue de fruta para dos personas. Prevea de media entre 10 y 15 euros por cada plato. Y si come como un jilguero, podrá contentarse con una pita o un coctel de fruta.

Y si le interesa la cocina asiática, debe saber que subiendo durante 20 minutos el bulevar Richard Lenoir (o en la línea, hay 5 menos de 5 minutos de trayecto hasta la estación Oberkampt) descubrirá un restaurante japonés muy reputado, el Kushikatsu BON (francés), en el 24, rue Jean-Pierre Timbaud, 75011. Este restaurante, con una estrella en la guía Michelin, le propone una cocina refinada, inspirada de una receta tradicional de la ciudad de Osaka: los Kushikatsu, unas broquetas de gambas, brócoli, carne de res, u otros alimentos, cubiertos de un empanado sabroso, secreto del chef. Le aseguramos que comerá especialidades únicas en París, a pesar de la profusión de restaurantes nipones en la ciudad. Le costará 58 euros el menú de cena. Y sobre todo, no olvide reservar, ¡es un restaurante muy concurrido!

Con un estilo más « bohemio», podrá dar también una vuelta a la Maison Plisson (francés), un establecimiento en el 93, bulevar Beaumarchais, a mitad de camino entre las estaciones de metro Chemin Vert y Saint-Sébastien Froissart (línea 9) y a sólo 10 minutos a pie de la Bastilla. Podrá comer allí, pero también hacer la compra en la tienda de comestibles, en la cremería, adquirir productos en primicia o, simplemente, sentarse en una mesa a tomar un café. También podrá optar a que le traigan la compra a casa, en París o en un barrio cercano. Los productos son frescos y probados con minuciosidad, y ¡numerosas degustaciones le esperan!

Nos gusta: peinar el 11º distrito, entre la Bastilla y Oberkamft, en búsqueda de un bar. Por ejemplo, podrá probar los chupitos de vodka flambeados en el Esprit Chupitos o, si quiere un ambiente latino, podrá degustar tapas y empanadas en el Onze Bar (francés).

Adoramos: el bar La Fée Verte, 108, rue de la Roquette, 75011, ¡con un estilo Art Deco! ¡Sin olvidad sus bebidas con absenta, de donde viene el nombre de la «Fée verte»!

 

 

DÍA 2

 

1) Visita de Montmartre

Comienzo del paseo: 11h

Tiempo en Montmartre: 3h

La Basílica del Sagrado-Corazón

Para ir a Montmartre, coja la línea 12 del metro hasta la estación Abbesses o la Línea 2 hasta Anvers. Desde ahí podrá realizar un pequeño recorrido turístico que le permitirá visitar los lugares más importantes del barrio:
Comience por el Muro de los Te Quiero (situado a 50 metros de la estación de metro), diríjase a continuación hacia la Plaza el Tertre para ver a los numerosos pintores (¡la atracción turística de Montmartre por excelencia!) y donde podrá pararse para tomar algo y apreciar el sol de los veranos parisinos.
Después, retomemos el camino de la cultura: de la Plaza del Tertre tome la rue Novirins, luego la rue Du Mont Cenis y gire en la rue du Chevalier de la Barre y ya está, ya llegó; la Basílica del Sagrado-Corazón. Podrá acceder a ella a bordo del Funicular de Montmartre, o simplemente subiendo las numerosas escaleras que llevan hasta este monumento. Ya sea deportista o pasivo, ¡los dos medios de transporte valen la pena!

Comida en los alrededores:
Au Pied du Sacré Cœur dispone de una cocina típica francesa a precios muy asequibles. Los platos van de 7 a 18 €
85 rue Lamarck, París 75018

Le Coq Rico (sitio en francés), un bar gastronómico situado sobre la Butte Montmartre que dispone una cocina francesa y más concretamente especialidades a base de huevos y de aves de corral. Prevea alrededor de treinta euros por un plato.
98 rue Lepic, París 75018

La Bonne Franquette (sitio en francés) es un bar típico del barrio del 19º distrito del siglo XIX: es restaurante y bar, además de bar de vino por la noche. Prevea unos 28€ de media por un menú.
18 rue St-Rustique, París 75019

Nos gusta: aquí también, las vistas de París desde la Basílica. Ha venido a admirar París ¿Sí o no?

Adoramos: el ambiente folclórico de la Plaza del Tertre.

 

 

2) De compras en los Grandes Almacenes

Trayecto Montmartre >> Bulevar Haussmann: 10 minutos en metro

Salida: 14h

Llegada: 14h10

Tiempo en las Galerías: 2h

Vuelva a coger el metro en la estación Abbesses y bájese en Trinité-d’Estienne d’Orves: podrá dar una vuelta ahí por las Galerias Lafayette del Bulevar Haussmann, que están a 5 minutos a pie de la salida del metro. Podrá también pasear por el barrio de la estación Saint-Lazare, que está lleno de cafeterías y bares para todos los bolsillos. El barrio de la Ópera se encuentra también cerca. Y si es valiente, siempre puede subir el bulevar Haussmann hasta los bulevares Montmartre y Poissonnière, en el barrio joven y animado de los Grandes Bulevares.

Nos gustan: las vitrinas de las Galerías que encantarán a pequeños y grandes, sobre todo durante las fiestas de fin de año. ¡Una verdadera atracción turística parisina!

Adoramos: ¡visitar la Ópera Garnier durante el día y asistir a ballets y óperas por la noche!

Acuda a la página web de la Ópera (sitio en francés).

 

 

3) Merienda en el centro de París

Trayecto Bulevar Haussmann >> Sentier: 10 minutos en metro

Salida: 16h15

Llegada: 16h25

Tiempo en los barrios del centro: 2h

Vista aérea de la rue de Rivoli
Crédito: Martin Robson, flickr, CC BY-SA 2.0

Cuando se canse de ir de escaparates y de caminar, ¿por qué no descansa un poco en un salón de té y pica unos dulces? Efectivamente, conoce Francia por sus vinos y quesos, ¡pero quizá haya oído hablar también de su repostería! Rumbo a comer un postre muy francés en el animado barrio del Sentier…

Para sus papilas, ¡le presentamos los pepitos de chocolate! Además, en las panaderías que pueblan la capital, varias tiendas parisinas están especializadas en este postre: entre otras, la famosa marca Éclair de Génie (francés), implantada en varios barrios del centro. Si quiere quedarse tranquilamente en los Grandes Almacenes d’Haussmann, que sepa que estos pepitos sabrosos de mil sabores se venden en Lafayette Gourmet de las Galerías, de lunes a sábado, hasta las 21h30. La misma tienda también está en los barrios de Montorgueuil, Odéon, Réaumur, y en el BHV Marais.

Si no, le proponemos otras alternativas:

¿Prefieres las crepes? ¡Este postre (¡y este plato salado!) originario de Bretaña ha conquistado el mundo entero! En el 3, rue des Ecouffes, en Saint-Paul (línea 1), Princess Crêpe dispone de crepes a la japonesa con una decoración barroca y rosa chicle. Estas crepes enrolladas están rellenas de nata, fruta y otras bolas de helado y se comen en unos conos muy singulares. ¡Ideal para comer mientras pasea!

También puede descubrir el elegantísimo salón de té Angelina (francés). La dirección más conocida es la del 226, rue de Rivori, bajo las arcadas, que da al jardín de las Tullerías (accesible desde las estaciones Tuleries o Concorde, línea 1), además de la tienda del 108, rue du Bac, cerca de Sèvres- Babylone (líneas 10 y 12), y otros muchos lugares en la capital. Se deleitará con su famoso Mont-Blanc, y especialidades francesas como el milhojas, los macarrones o el Saint-Honoré…
¡Precipítese sin dudar a este lugar tan refinado como sus postres!

Nos gusta: El Café des Chats (francés), en el 9, Rue Sedaine, 75011, en la estación Bréguet-Sabin (línea 5). El concepto viene de Japón: se trata simplemente de comer y de beber, ¡rodeado de gatos!

Adoramos: Tea by Thé (francés), justo al lado del museo del Louvre (metro Palais Royal – Musée du Louvre, líneas 1 y 7), propone tés calientes y helados y dulces a precios muy correctos.

 

 

4) Cena romántica en el Sena

Trayecto Sentier >>Port de la Conférence: 15 min de metro y 10 min à pie

Salida: 18h30

Llegada: 19h

Tiempo para pasar en el barco: entre 1 y 3h según el tipo de crucero por el Sena. La duración de la cena, en cuanto a ella, es muy variable. Entre 1h30 y 3h.

Coja un Bateaux-Mouches para una cena romántica, bonita e inolvidable. El lugar de embarcación (Port de la Conférence, Puente del Almá en la orilla derecha del 8º distrito de París) es accesible tomando la línea 9 del metro (estación Alma-Marceau) o el RER C (estación Pont de l’Alma)

Si viene desde las Galerías Lafayette, puede tomar el metro en Chaussée d’Antin –La Fayette en la línea 9 e ir directamente hacia Alma Marceau.

Bateau Mouche en el Sena

Reserve una Cena Crucero en el Sena

Nos gustan: los cruceros Champagne, durante los cuales saboreará este alcohol espumoso y degustará el foie gras junto con su cena.

Adoramos: contemplar las iluminaciones de los monumentos parisinos y pasar bajo los puentes, construidos a lo largo de los siglos.

Atención: los precios indicados aquí son válidos para el momento de la redacción de este artículo.

 

Si sólo piensa pasar un día en París, lea este artículo
Y si quiere quedarse más tiempo, ¡consulte nuestro artículo sobre una semana en París!

Si te gusta compártelo
  •  
  •  
  •