10 lugares que tienes que visitar en Francia

| |

La gastronomía, la moda, los monumentos, las regiones… hay muchas cosas imprescindibles cuando uno viaja a Francia. De hecho, este país tiene varios sitios a visitar cueste lo que cueste, entre tierra y mar, naturaleza y ciudad… ¡hay para todos los gustos!

 

 

1. París – Ile-de-France

Paris

Obviamente, esta lista empieza por la capital: ¿Qué sería de una estadía en Francia sin visitar París? Ya sea que estén 2 semanas, un mes o incluso que residan en la ciudad, París tiene tantos lugares secretos o poco famosos. Entre los monumentos imprescindibles están la Torre Eiffel, el Arco de Triunfo, el Sacré-Coeur o el Museo del Louvre. Si no es la primera vez que visitan París, les recomendamos visitar sitios menos turísticos: el Marais, la Place de la Nation, Denfert-Rochereau y el Jardín del Luxemburgo. Si verdaderamente conocen París, entonces les aconsejamos evitar lo turístico. Una opción sería alejarse del centro. De hecho, las ciudades en los alrededores de París no son tan famosas pero son apreciadas y accesible en transportes. Por ejemplo, Vincennes posee numerosas zonas verdes con su bosque y su castillo. Montreuil parece un pequeño pueblo pero cosmopólito (más de 90 nacionalidades). Por fin, Neuilly-sur-Seine es una ciudad rica y es compuesta por varias casitas. Esta ciudad tiene igualmente varias zonas verdes.

Mejor periodo: todo el año

Comparar y encontrar un hotel en París.

 

 

2. Versailles – Ile-de-France

Versailles

El palacio, los jardines, la atmósfera real… el Palacio de Versailles hace soñar tanto a niños como a adultos, construido a partir de 1623 para recibir el rey de Francia y su corte. Los reyes Luis XIV, Luis XV y Luis XVI vivieron en el palacio entre 1628 y 1723. Después, este edificio sirvió como consulado y hubo restauraciones por lo cual este castillo es clasificado hoy día como “monumento histórico” y es considerado como un Museo de la Historia del periodo monárquico de Francia. Podrán visitar las habitaciones del Rey, de su mujer, el Ópera real, el parque… Pero Versailles no es solamente el castillo. De hecho, esta ciudad distinguida tiene igualmente la Place du Marché Notre-Dame, la Iglesia Notre-Dame de Versailles o la alcadía. Pasar un día en Versailles es perfecto para visitar tanto la ciudad como el castillo.

Mejor periodo: primavera

Comparar y encontrar un hotel en Versailles.

 

 

3. Mont Saint-Michel – Basse Normandie

Mont-Saint-Michel

El Monte Saint-Michel, ubicado en la región de Normandie, es el sitio turístico más visitado de la región y uno de los 10 más visitado de Francia. Ubicado en un islote rocoso en el canal de la Mancha, el Monte Saint-Michel es accesible a pie o en bus (más vale no intentar nadar). La iglesia abacal, punto culminante del monte, está clasificada en los monumentos históricos desde 1862. Igualmente, encontrarán pequeños almacenes y restaurantes para comprar recuerdos y probar las especialidades culinarias de la región. Hay unos 40 habitantes en el Monte Saint-Michel, éstos trabajan en el turismo. Por su abadía, el Monte es un verdadero lugar de peregrinación para los católicos, algunos pueden incluso hacer un retiro espiritual en la comunidad de los monjes de Jerusalem. Gastronomía local, paisaje y espiritualidad, ¡tantas son las razones para visitar este pedazo de roca!

Mejor periodo: Primavera y verano

Comparar y encontrar un hotel en el Monte Saint-Michel.

 

 

4. Saint-Tropez – Côte d’Azur

Saint-Tropez

Saint-Tropez es una ciudad famosa por las celebridades que recibe o por los filmes que han sido rodados… De hecho, es la ciudad más famosa de la región Côte d’Azur. Encontrarán la elegancia a lo francés, presente hasta en la playa. ¿Lo imprescindible? la playa de Pampelonne, el puerto de Saint-Tropez, el faro de Camarat pero también la Citadelle. Todos estos lugares son muy preciados por los turistas pero también por los residentes. Si desean evitar la agitación turística, les recomendamos vivir a la hora “tropézienne”: levantarse temprano para ir a la playa, comprar en el mercado de la Place des Lices antes de las 11 am, almorzar en un café de la ciudad y visitar el barrio Ponche al atardecer. Para la velada, les recomendamos ir a Sainte-Maxime, una ciudad cerca a Saint-Tropez. Es una ciudad menos agitada y más barata: encontrarán toda la belleza de Saint-Tropez pero con la tranquilidad en premio.

Mejor periodo: primavera

Comparar y encontrar un hotel en Saint-Tropez.

 

 

5. Los acantilados de Etretat – Normandie

Etretat

Estos acantilados de creta blanca han sido cavados por el agua. Son impresionantes y atraen cada año a los más curiosos. Estos acantilados son accesible a pie y ofrecen un panorama espectacular. Cada parte tiene su nombre: el Arco, la Aguja, la Manneporte o el Acantilado de Amont. Estos acantilados se volvieron famosos gracias a artistas como Monet, Courbet, Flaubert o Maupassant. Desde el siglo 19, Etretat es una ciudad balnearia que recibe muchos turistas. Hay varios castillos, mansiones, villas e incluso un casino, lo que contribuye al turismo de masa que conoce esta ciudad. Les recomendamos dejar su carro en las afueras de la ciudad ya que las calles son muy pequeñas y a los residentes no les gusta ver los carros bloquear las calles.

Mejor período: primavera

Comparar y encontrar un hotel en Etretat.

 

 

6. Niza vieja – Côte d’Azur

Niza
© Olga Khomitsevich

Está Niza y Niza vieja, la parte más antigua de Niza. Hay varios comercios típicos del sur de Francia, como vendedores de aceite de oliva, de especies y de flores. Contrariamente a lo que dejaría pensar el nombre, no hay solamente “viejas” cosas en el barrio. De hecho, hay comerciantes modernos que se instalaron como almacenes de ropa, supermercados y salones de tatuajes. Igualmente por la noche, al lado de restaurantes típicos y de los bares de antaño, encontrarán pubs y clubes en los cuales podrán festejar hasta el amanecer. Al opuesto de varias “viejas ciudades” situadas en las alturas, la Niza vieja tiene acceso al mar. Este barrio tiene solamente 15 calles estrechas pero auténticas. Incluso, reciben el mercado del Cours Saleya, en el cual los nizardos hacen sus compras. Igualmente, la ciudad de Niza en su conjunto vale la pena.

Mejor periodo: primavera y verano

Comparar y encontrar un hotel en Niza.

 

 

7. Burdeos – Aquitaine

Burdeos

Burdeos es famosa por ser una ciudad estudiantil, pero Burdeos es una ciudad que propone una multitud de lugares para visitar pero poco conocidos. El monumento más emblemático de la ciudad es la ciudad del vino. Entre los monumentos imprescindibles está el Espejo de agua, el Gran Teatro, el belvédère, la Place de la Bourse… entre 350 edificios clasificados como monumentos nacionales. Pasearse a pie o en bicicleta es la mejor manera para visitar la ciudad y encontrar bonitos lugares. No olviden probar un vino Bordeaux, un cannelé (especialidad de la región), ostras y por qué no comprar ropas en los almacenes de fábrica.
Como Burdeos es una ciudad estudiantil, hay numerosos bares y pubs por la ciudad y algunos clubs. Si desean ir al mar, podrán ir al Cap Ferret por sus playas, sus olas y su isla de pájaros.

Mejor periodo: primavera y verano

Comparar y encontrar un hotel en Burdeos.

 

 

8. Los volcanes de Auvergne – Rhône-Alpes

Auvergne

Los volcanes del Macizo Central tienen entre 65 millones y 7000 años. Son 77 al total y están repartidos entre varios macizos y forman el Parque natural regional de los Volcanes de Auvergne. Los geólogos piensan que una erupción será posible algún día, pero no en un futuro próximo. Asimismo, podrán visitar estos volcanes con toda tranquilidad, pero no olviden ponerse sus zapatos más confortables. ¡Ojo! Subir a pie puede resultar difícil para algunos.

Mejor periodo: verano

Comparar y encontrar un hotel en Auvergne

 

 

9. Estrasburgo – Alsace

Estrasburgo

Igual que Burdeos, Estrasburgo es a la vez una ciudad estudiantil, cultural y gastronómica. El primer edificio a visitar es la Catedral de Estrasburgo, ubicada en el centro de la ciudad. Podrán subir al último piso (322 escalones) para tener una vista panorámica sobre la ciudad. Si desean visitar el Estrasburgo auténtico, el barrio de la Petite France es ideal: casas con entramado, curtiduría, puentes… Para el aperitivo, les recomendamos ir a la Place du Marché Gayot cuyo ambiente es muy preciado de los estudiantes. Para cenar, les aconsejamos comer especialidades locales en un “winstub”, restaurante típico de la región. Choucroute, baeckeoffe (carne con papas), flammekuche, kougelhopf o maenneles… Para terminar a lo grande, la Krutenau, al lado de la universidad, es el lugar más frecuentado por los noctámbulos hasta el amanecer.

Mejor periodo: otoño

Comparar y encontrar un hotel en Estrasburgo

 

 

10. Duna de Pilat – Gironde

Pilat

Como lo indica el nombre, es una duna situada en los Landes de Gascogne, a la entrada del Bassin d’Arcachon. Es la duna más alta de Europa (110 metros) pero pueden subirla sin peligro (a parte del peligro de comer arena). Desde la cima de la duna, podrán observar el bosque por un lado, y el mar por el otro. Tendrán la posibilidad de practicar parapente para disfrutar más de la vista que ofrece este lugar único. La ciudad en la cual está la duna, Pyla-sur-mer, es una estación balnearia que recibe varios turistas en verano.

Mejor periodo: primavera, verano y otoño

Comparar y encontrar un hotel cerca de la Duna de Pilat

 

mapa
mapa de los 10 mejores lugares que ha que visitar en Francia
Previous

13 lugares insólitos a visitar en París cuya existencia ignoraban

Top 13 de los centros comerciales y outlets donde ir de compras en París y en Ile de France

Next